La iluminación pública de la zona de Cala Puntal sufrirá un retraso de varios meses. El motivo es que el Ayuntamiento de Vinaròs ha estimado un recurso presentado por seis propietarios al no haber recibido la notificación individual del pago de las cuotas.

El edil de Ordenación del Territorio, Jan Valls, explicó que se ha decidido estimar el recurso al haber habido para no ocasionar posibles perjuicios económicos al ayuntamiento, ya que durante este tiempo dos cambios normativos, y ante una posible indefensión de los propietarios.

Por parte del PP, su portavoz, Juan Amat, consideró que “es una negligencia más del equipo de gobierno, que ahora se echa atrás  porque se han hecho mal las cosas”, y pidió que el gobierno estime ahora una rebaja en el pago de las cuotas de urbanización por parte de los propietarios.

Valls contestó a Amat que “no ha habido ninguna negligencia, y criticó al PP por “haber tenido este proyecto en un cajón durante cuatro años”, a lo que Amat contestó que este proyecto se inició bajo el gobierno popular.