• El populares lamentan los constantes recortes en los servicios sanitarios de la provincia durante una visita al personal sanitario del hospital de Vinaròs

13 de noviembre 2017.-

El Partido Popular de Castellón ha denunciado hoy los constantes recortes en el sistema sanitario de la provincia mientras PSOE y Compromís siguen gastando en cuestiones superfluas como los 48 millones de euros que van a destinar a la ‘tele Oltra’ el próximo año.

El presidente del Partido Popular de Castellón, Miguel Barrachina, ha acudido hoy a una reunión en el hospital de Vinaròs junto a la presidenta del PPCV, Isabel Bonig, para conocer de primera mano las carencias sanitarias del centro y de la comarca. “Los recortes en materia sanitaria en la provincia de Castellón son una constante y están llegando a límites escandalosos”, ha advertido Barrachina.

El PP invirtió en la última ampliación del hospital de Vinaròs más de 10 millones de euros en 2015 con una tercera planta, servicio de urgencias y ampliación de servicios y hoy, dos años después, mantienen el hospital bajo mínimos incluida la falta de personal mientras incrementan el personal eventual de los consellers.

Hoy mismo se ha sabido que la Conselleria ha decidido paralizar las operaciones de córnea en Castellón y los trasplantes los deriva solo para pacientes de Valencia, como ya sucediera con el Banco de Sangre que lo cerraron y lo han centralizado en Valencia, perjudicando a pacientes de la provincia de Castellón y generando un grave riesgo para la salud, sobre todo ante emergencias y en zonas más lejanas a la capital, como es el caso del Maestrat.

Miguel Barrachina ha lamentado que “jugar con la sanidad es algo muy grave” y ha advertido que “las únicas prioridades que tienen desde PSOE y Compromís son adoctrinar en las aulas y intentar controlar los medios de comunicación” por lo que la gestión de la sanidad es cada vez peor en Castellón.