Lamentable la imagen que encontramos en Benicarló cada día.