La XXIII Edición del Festival Internacional de Música Antigua y Barroca de Peñíscola encara su recta final tras alcanzar anoche el lleno absoluto con el concierto de Carlos Núñez. Un total de 300 espectadores agotaron ayer las entradas para acudir a la actuación de una de las grandes figuras internacionales de la Música Celta. Núñez estuvo acompañado en el escenario por Wolodymyr Smishkewych, Pancho Álvarez,Xurxo Núñez y Esteban Bolado.

Esta noche llega el turno de Jordi Savall con su espectáculo “Diálogos e improvisaciones. De oriente a occidente y del antiguo al nuevo mundo”. La cita dará comienzo a las 23:00h y tendrá lugar en el Palau de Congressos de Peñíscola debido a las previsiones meteorológicas adversas.