• La protesta consistió en desplegar sábanas blancas vacías, donde más de 40 establecimientos de Peñíscola se concentraron para hacer oír su malestar.

La medida contó con el apoyo de entidades locales y con el apoyo de todos los grupos políticos.

El acto transcurrió de forma pacífica, bajo la mirada de los efectivos de la Policía Local y la Guardia Civil. De hecho, durante esta acción no se vio ni a un solo mantero.

El alcalde, Andrés Martínez, se quejó de la poca colaboración de las administraciones superiores e indicó que para reducir los casos resulta imprescindible que atiendan sus peticiones de ayuda. También criticó el alto número de migrantes que cada dsía cruzan las fronteras, Para finalizar aclaró de que parte del Consistorio se hacían todos los esfuerzos posibles para reducir la venta ilegal.

A nivel mediático, la concetración fue un éxito ya que estuvieron presentes todas las televisiones del estado

 

 

 

Deixa una resposta

Please enter your comment!
Please enter your name here