NOTA DE PRENSA

 

  • Los populares lamentan el empeño de PSOE y Compromís por recortar en la sanidad pública de la provincia de Castellón en lugar de apostar por la excelencia
  • Vicente-Ruiz: “Hemos pasado de la excelencia a tener noticias de recortes todos los días con la caótica gestión de la izquierda de la sanidad pública”

Las políticas de recortes del PSOE y Compromís en la sanidad de Castellón siguen creciendo. La última noticia al respecto se centra en el hospital Provincial, centro de los recortes de la izquierda y que, además de ser el centro en el que más han crecido las listas de espera, ahora se ha optado por amortizar tres puestos de Oncología.

La secretaria general del Partido Popular de Castellón, Elena Vicente-Ruiz, ha lamentado hoy que “el centro de todos los recortes sea la provincia de Castellón y, sobre todo, la sanidad”. Para la responsable popular “no pueden decir públicamente que el hospital Provincial es un referente y, a renglón seguido, aplicar recortes”.

Vicente-Ruiz señala que “hemos pasado en poco tiempo de un modelo de gestión eficaz del Partido Popular que pasaba por mejorar todos los años los recursos económicos e invertir más en la sanidad y en concreto en el Hospital Provincial para que fuera un referente en Oncología” y, ahora, “el modelo es recortar la inversión de forma constante”.

Para la secretaria general “el personal sanitario de los centros hospitalarios es el principal patrimonio que tiene la sanidad de esta provincia” ya que “han hecho durante décadas que la sanidad de Castellón sea una referencia” y, por desgracia, “para PSOE y Compromís esto no es así y todos los días nos encontramos con noticias negativas respecto a la sanidad”.

La amortización de estas tres plazas de Oncología se suma a la fuga de cerebros del hospital Provincial, donde varios profesionales han optado por irse a otros centros, el hecho de que hayan disparado las listas de espera con una gestión caótica y los constantes recortes.

Por ejemplo, la eliminación del Banco de Sangre de la provincia, el cierre de quirófanos y camas de hospital y los constantes recortes en materia de personal.