• VETEBRAR EL TERRITORIO

Los socialistas piden a los presidentes entrante y saliente del PP, Moliner y Barrachina, que se sumen a una inicitiva que es de Justicia porque con todos los años que los castellonenses y valencianos llevan pagando el peaje, se podrían haber construido varias autopistas más.

 

Castellón. 19/05/2017.- El PSPV-PSOE de la provincia de Castellón se suma a la iniciativa abanderada por la consellera de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio, María José Salvador, la alcaldesa de Castellón, Amparo Marco, y un importante grupo de alcaldes y alcaldesas de la Comunitat Valenciana, para exigir ante el Gobierno de España una AP-7 libre y gratuita a partir del momento en el que finalice la actual concesión, el 31 de diciembre de 2019.

 

A los socialistas les parece muy preocupante que a dos años vista del vencimiento, el Gobierno de Rajoy todavía no haya movido ni un dedo para comenzar a construir los ramales de conexión que resultarán necesarios a partir de ese momento.

 

Por ello, la Ejecutiva del PSPV de la provincia de Castellón aplaude la decisión de la consellera de redactar un documento que remitirá al Ministerio de Fomento, en el que se incluirán todas las actuaciones que habrá que acometer para poder conectar con la AP-7 en las distintas poblaciones por las que esta vía pasa.

 

El Partido Socialista espera que esta inacción del Gobierno del PP sea solo una muestra más de la negligencia y la incapacidad a la que nos tienen acostumbrados los representantes de la derecha, y que no se trate de una estrategia calculada para  dar largas y llegar al 31 de diciembre de 2019 con los deberes sin hacer  y, a través de una política de hechos consumados, volver a colar otra concesión al amigo de turno durante un periodo de 20, 30 o 40 años.

 

Que esto ocurriera sería gravísimo porque supondría un nuevo agravio para un pueblo como el valenciano, que lleva muchas décadas pagando por un servicio que en otras Comunidades es gratuito y que se ha convertido en un opíparo negocio para la empresa concesionaria. Con todo lo que los castellonenses y valencianos han pagado en forma de peaje durante décadas, habría sido posible construir varias autopistas más.

 

Además, una pirueta de este tipo supondría una nueva traición del Partido Popular a esta tierra, porque hay que recordar que Alberto Fabra, siendo presidente de la Generalitat y del PP de la Comunidad Valenciana, prometió que a su vencimiento, la concesión de la autopista no se volvería a prorrogar.

 

Ante la inacción y dejadez de Rajoy, el PSPV-PSOE pide a los presidentes entrante y saliente del PP de Castellón, Moliner y Barrachina, que por una vez se mojen por la tierra a la que representan, y por sus gentes, y se sumen a la reivindicación que abanderan la consellera Salvador y un importante grupo de alcaldes de la Comunidad Valenciana.