El Partit de Vinaròs Independent (PVI) estudiará elevar una queja ante el Defensor del Pueblo si, como ha asegurado esta mañana en rueda de prensa su concejala, Maria Dolores Miralles, en la próxima comisión de infraestructuras el equipo de gobierno no accede a que acuda un técnico municipal que resuelva sus dudas sobre los trámites de la licencia de actividad del bar de la ermita y otros asuntos.

Según Miralles, hace ya tres meses que el PVI solicita la presencia del ingeniero técnico en esta comisión, y desde el equipo de gobierno no se ha accedido a ello a pesar de haberlo solicitado incluso por registro de entrada en el Ayuntamiento. Esto, según consideró, es una vulneración de los derechos de la oposición, “y algo que hasta ahora nunca había pasado en este ayuntamiento”.

Miralles acusó al tripartito de “opacidad”  tanto por este hecho como por que aseguró que tienen que enterarse por la prensa de muchas decisiones del equipo de gobierno.

El BIM

El BIM, boletín de información municipal, que se presentó como una recopilación de datos de la gestión municipal, por el PVI, es un boletín pragandístic preelectoral, pagado con dinero de todos los vinarocenses y vinarossenques.

Pet qué decimos esto? Pues porque el apartado de retribuciones mensuales de los concejales se publica sólo el sueldo neto y omite el coste total, ya que no aparece el sueldo bruto y los gastos a la Seguridad Social de los concejales que tienen dedicación parcial o exclusiva.

Las dedicaciones parciales, nos cuestan 1300 € mensuales por 14 pagas más 498.04 por 12 mensualidades a la SS. Esto supone un coste mensual de cada una de las 5 dedicaciones de 2.014,7 € / mensual bruto por concejal.

La dedicación exclusiva del alcalde es de 2.725,48 x 14 pagas más 1.021,93 por 12 mensualidades a la SS. Supone un coste mensual bruto de 4.201,42 €.