En la tarde de jueves, se activó y  puso en marcha el dispositivo Judicial, ya que un amigo no contactaba con dicha persona y dio la voz de alarma al no saber nada de ella durante varios días y no contestar al teléfono.

Al parecer se trata de una mujer de 65 años, que residía en Benicarló, en la calle Comercio y que fue encontrada tras sufrir un accidente doméstico, en el baño de su propio domicilio.

La mujer de nacionalidad francesa, fue encontrada en la bañera  y tenía restos de champú en el cabello, según hemos podido saber.

La Policía Local y la Guardia Civil, accedieron a la vivienda por una ventana del patio interior del domicilio la misma tarde, encontrándose el cuerpo sin vida de la señora.

En dicho domicilio se encontraban dos perros al parecer propiedad de la misma, donde también habían restos de excrementos.

La autopsia determinara las causas del fallecimiento.

El cuerpo fue recogido por el servicio Judicial de Guardia,  pasadas las 19:30 hrs. del jueves 15 de febrero.

JG