Una sanitaria del hospital comarcal de Vinaròs ha sido suspendida de empleo y sueldo durante 3 años, por vender turnos a una compañera.

La Conselleria de Sanidad ha considerado que se trata de una falta muy grave y la empleada del servicio de Urgencias, denunciará ante la Justicia dicha resolución.

En su escrito dirigido a la Dirección de Enfermería de dicho Hospital, ella se ha defendido diciendo que «el cambio o venta de turnos» es una práctica común, habitual y conocida por todos los estamentos sanitarios y que se hace mucho en el Hospital. 

Para justificar su decisión de pagar a una compañera que presta sus servicios en la misma unidad y planta, por relevarle varias noches del mes de septiembre del 2018, dijo que era con el fin de poder conciliar la vida laboral y familiar.

Al parecer segun se ha podido saber, el importe que abonaba por suplir un turno de auxiliar de enfermería diurno era de 50 €,  mientras que el precio si se trata de noche es de 60 -70 €.