El Ayuntamiento de Tírig pedirá a Iberdrola que mejore la calidad del suministro en el municipio para evitar los continuos cortes de luz cada vez que sopla el viento. Así ocurrió el pasado fin de semana, cuando el municipio se quedó a oscuras entre las 23.00 horas del sábado hasta las 11.00 horas, según ha señalado el alcalde Juanjo Carreres.
Estos cortes, que ocurren de forma periódica cada vez que el viento sopla con intensidad, suponen graves problemas personales y materiales. Entre otros daños materiales, con los repentinos cortes de luz se estropean electrodomésticos, las granjas que cuentan con sistemas automatizados en su funcionamiento no pueden trabajar correctamente suponiendo graves pérdidas para sus propietarios, vecinos y visitantes se quedan sin red telefónica y conexión a internet, la comida tanto de casas particulares como de bares, restaurantes y tiendas sufre el riesgo de estropearse y múltiples establecimientos tienen que cerrar sus puertas al no poder trabajar sin corriente. Además, todas aquellas personas que precisan de la luz, el teléfono o internet para trabajar o estudiar tampoco pudieron hacerlo con normalidad durante el pasado fin de semana.
Carreres ha afirmado que en breve se reunirá con el jefe provincial de Iberdrola en busca de una solución a este problema, ya que desde el municipio, donde vecinos y establecimientos pagan rigurosamente sus facturas de la luz, necesitan tener un suministro eléctrico fiable y que haga frente a los fenómenos meteorológicos como el viento o la lluvia.

Deixa una resposta

Please enter your comment!
Please enter your name here