El candidato y edil del PP de Vinaròs, Juan Amat ha informado hoy que el juzgado de lo contencioso administrativo número 2 de Castellón ha ratificado la sentencia de septiembre de 2017 que anulaba el PAI de Verdera y el Ayuntamiento deberá devolver las cuotas de urbanización a un propietario. La cuantía es de 903.675 euros más los intereses, y debe abonarse según el auto en un periodo no superior a dos meses. La cantidad, según Amat, ascendería a los 1,2 millones.

Amat dijo que en su momento el PP ya advirtió al equipo de gobierno de que su pasividad en este tema costaría “mucho dinero” a las arcas municipales, y aseguró que el PP de Vinaròs presentará una moción en el pleno de este mes en la que instarán al cumplimiento de la sentencia “para que no se incremente más la cantidad a pagar por los vinarocenses” y el equipo de gobierno dé explicaciones.

También lamentó Amat que el equipo de gobierno no elaborara los presupuestos del 2018 teniendo en cuenta que sabía que había una sentencia de hace más de un año que podría obligarle a pagar esta cantidad. “No lo tuvieron en cuenta, y ahora no hay partida habilitada y el fondo de contingencia está prácticamente agotado”, dijo.

Por último, acusó al equipo de gobierno de haber intentado esconder esta problemática, ya que fueron los populares los que salieron a explicarlo públicamente por primera vez en junio de 2018, a pesar de que la primera sentencia era de septiembre de 2017.